Síguenos:

Federación de Criadores  de Caballos Chilenos Fedetración del Rodeo Chileno
Caballo y Rodeo Portal oficial de la Federación Criadores de Caballos Raza Chilena y la Federación Deportiva Nacional del Rodeo Chileno

Manuel Solís González, gran criador y corralero, mejor amigo

Autor: Miguel Angel Moya

Don Manuel Solís recibiendo un galardón de la Asoc. de Rodeo Curicó en 2010.

Falleció dueño del criadero Grosella, provocando un duro golpe a los criadores de Curicó y el mundo huaso en general.

Ayer lunes 12 de mayo falleció Manuel Solís González, dueño del criadero Grosella, un hombre muy querido entre sus pares curicanos y también entre quienes, a lo largo y ancho del país, hacen de la crianza un motivo de vida y de actividad familiar.

Sin ir más lejos, en Rancagua, durante el 66° Campeonato Nacional de Rodeo, la Federación de Criadores de Caballos Chilenos, lo homenajeó a él y a su descendencia con el premio Familia Criadora. En aquella oportunidad no pudo viajar a la Monumental para recibir el premio, pero encomendó a sus hijos Juan Manuel, María Inés y Claudio y a sus nietos que lo recibieran en su nombre, ya que su estado de salud le impedía estar presente.

En aquella emotiva ocasión, al momento de dar a conocer el premio, se dijo, entre otros calificativos, que "Don Manuel, conocido en el medio acampado como Don "Pacho" Solís, marcó una huella profunda y nítida en su vida de hombre de campo. Agricultor, ganadero y criador, hizo su familia entre arreos a las veranadas de su campo cordillerano y las siembras y cosechas, formando una familia con su señora esposa, misia Alicia Margot Ramírez Herrera, con quien se casó hace 56 años, unión de la que nacieron sus hijos María Inés, Juan Manuel y Claudio, quienes les dieron seis nietos".

Un hombre bonachón, querido por todos

Como se ha dicho, su partida impactó entre los criadores de Curicó y en el ámbito de la crianza en general, como lo refrendó el director secretario nacional de la Federación de Criadores de Caballos Chilenos, César Núñez Villarroel.

"Creo que hay una pura opinión de don Manuel: que era un hombre bonachón, querido por todos. Un verdadero huaso acampado y que gozaba con los caballos. Estoy muy contento que haya alcanzado el premio de la Familia Criadora, ya que él interpretaba cien por ciento lo que es la filosofía que tenemos los criadores, que es correr caballos criados por uno".

Enfatizó que él corría sus propios caballos, así como ahora corren sus hijos, sus nietos, toda su familia.

"No gastaba excesivamente en los caballos, sino que lo que saliera de su criadero lo corría. Y lo llevaba como un deporte. Y tuvo bastantes buenos resultados de esa forma. Puede ser que no haya corrido mucho en los rodeos de criadores porque por su trabajo no podía desplazarse a mucha distancia, pero tenía la gracia de correr  siempre caballos criados por él y lo mismo hacen todos sus hijos. Así que creo que disfrutó mucho del premio que se le dio y toda su familia", aseveró.

"Nosotros ya sabíamos que estaba enfermo y los reconocimientos es bueno hacerlos en vida. Desgraciadamente, su funeral mañana miércoles coincide con una reunión de Directorio bastante importante que tenemos, porque es la previa del Consejo Directivo y no vamos a poder estar presentes muchos directores que hubiésemos querido estar. Pero lo iremos a saludar hoy día".

Asimismo, destacó que Manuel Solís González fue una persona bien especial, agregando: "Fue muy generoso, prestó ganado por muchos años a los rodeos. Un hombre sencillo, muy inteligente".

Una persona muy valiosa

Hondo pesar causó su muerte, como también lo corroboró el ex campeón de Chile y criador de Curicó, Juan Pablo Cardemil.

"Tremenda pérdida para el Rodeo en general y en particular para la Asociación Curicó y para todos los amigos de él y de su familia. Gran criador, un gran deportista, hizo rodeos durante muchos años; rodeos grandes en Comalle. Así que estamos bien golpeados en la Asociación por este fallecimiento", subrayó.

"Más que nada, buen amigo. Un tremendo amigos de todo; era muy querido por todo el ambiente corralero. Cooperador en todo; una persona muy valiosa", completó.

Huaso certero en los potros, en Rancagua, durante el homenaje, se recordó que "fue primero de probar a éstos antes de asignarles yeguas. Así lo hizo con el Tequila, con el Baqueano, con Pajonal, con el Gualcacho, cobrando fama en el Rodeo por lo guapo de su caballada, llegando a pelear una Final de Chile con las mantas de su criadero Grosella con sus potros Baqueano y Pajonal, un negro de oro hijo del Taco y la Parrillada, corrido por su hijo Juan Manuel, acompañado de un bayo palomino con la monta de un peón de oro como lo es Huito Zúñiga, que aquel domingo en la tarde vieron irse la gloria en una atajada que aún vale".

Una tremenda huella en Curicó

Gran hombre, generoso, excelente criador, el comentario y el pesar de Jesús Pons Berenguer, presidente de la Asociación de Criadores de Caballos Chilenos de Curicó, también perfiló esas cualidades de Manuel Solís González.

"Primero que nada es una pérdida lamentable para los criadores de Curicó, porque el hombre tenía una vasta trayectoria criando caballos. Siempre sus caballos participando en Rancagua y los corrían sus mismos hijos y después sus nietos. Entonces, era un tema netamente familiar, que es lo que se busca en la crianza", resaltó.

"De los caballos que crió, tuvo al Chagual; tuvo líneas del Juguete y también del Taco, que son sangres que hasta el día de hoy siguen dando resultados. Aquí en Curicó dejó una tremenda huella y una enseñanza para todos nosotros, que estamos partiendo en esto. Yo también tenía una muy buena y bonita relación con él. Un año corrí en su criadero, acompañando a Claudio Solís", comentó el timonel de los criadores curicanos.

Agregó que se están coordinando con la Asociación de Rodeo de Curicó para ver la forma oficial en que van a participar en sus funerales.

Solís y Villalobos: Una yunta de amigos

Durante el citado homenaje en Rancagua se dijo también que don "Pacho", como buen huaso, "forjó una gran amistad con otro viejo roble del caballo, como lo fue su entrañable amigo, collera y vecino, don Perico Villalobos, con quien recorrieron los caminos y huellas de Comalle, atravesando caminos a caballo y conversando la vida y sus afanes. Amistad que templaron a punta de caballos, compartiendo sus potros y regaloneándose en potrillos y yeguas de crías que a ambos les dieron fama como buenos criadores".

"Por ello, se dijo en esa ocasión, que no es de extrañar que ambos criaderos posean orígenes iguales, pues las sangres de Guaraní, Taco y Quicio las amalgamaron en sus manadas para montar potros de excepción. En el caso de don Manuel, señalando su yegua Libertad, hija del Quicio, para potros como lo fueron Tequila, de donde sacó al Chagual, que corrió, fue bueno de vacas y se reprodujo".

Admiración

Luiis Iván Muñoz, presidente de la Federación de Criadores de Caballos Chilenos, se refirió al fallecimiento de don Manuel Solís como un curicano más.

"Yo vivía en Rauco, 'Pacho' en Comalle. Y yo admiraba profundamente a don Ramón Cardemil y sus hermanos, la misma admiración que sentía por don Manuel Solís. Se ha ido un grande la crianza del caballo chileno. Por eso este miércoles haremos un sentido y fraterno minuto de silencio en la reunión de directorio de la Federación de Criadores", dijo Muñoz.  

El velatorio de don Manuel Solís se efectúa en la Iglesia de Comalle.  Y su Misa será este miércoles 14 a las 10:00 horas, en la misma iglesia, y su funeral en el Cementerio Municipal de Curicó.

 

             

Rodeo Accesos Directos

Criadores Accesos Directos